Panaderos de Barinas denuncian que el Gobierno estadal acapara la harina

panaderos.jpgEl gremio de panaderos en el estado Barinas denunció ante la Fiscalía de Ministerio Público los hechos irregulares que se vienen suscitando con el acaparamiento de la harina, afectando no sólo a las empresas del sector sino a los propios consumidores quienes deben permanecer por más de media hora en cola para comprar apenas dos panes por persona.
 
Carlos Lozano, representante del sector, denunció el pasado 4 de julio el presunto acaparamiento de 100 sacos de harina de trigo, de los cuales un total de 42 se encontraban vencidos.
 
En una nota aparecida ese día en el diario La Prensa de Barinas, explican que estos suministros “son facturados desde la Distribuidora Socialista de Barinas S.A, (DISBASA) para posteriormente ser despachados a los panaderos artesanales y de establecimientos privados que funcionan en la entidad”.
 
Desde hace varios meses son recurrentes las informaciones sobre acaparamiento en el centro de acopio DISBASA y sobre el vencimiento de los productos regulados, los cuales son requeridos por la sociedad barinesa.
 
“Explicó que el arribo de harina al estado, no es depositada en Disbasa, sino en Parmallano “es un acuerdo interno entre ambas empresas, sin embargo,  ante tantos rumores de reventa y además de la tardanza en la entrega del alimento, decidimos trasladarnos hasta las instalaciones de esta empresa, donde incluso, tomamos fotos donde se observa la fecha de vencimiento de los 42 sacos de harina, de la marca Elefante, acaparados”.
 
Lozano quien ha sido recurrente con el tema de la denuncia, manifestó en esa oportunidad que tampoco se estarían siguiendo los trámites reglamentarios para la movilización de unos sacos de harinas en días previos y que estarían siendo respaldados por el padrinazgo del concejal del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), Argenis Aldazoro. Igualmente, anunció el cierre de alrededor de 3000 panaderías si continua esta situación.
 
El 6 de julio (diario La Prensa de Barinas), nuevamente, la Asociación de Panaderos fue noticia cuando decidieron denunciar el caso ante la Fiscalía del Ministerio Público, “por el presunto acaparamiento de más de 4 toneladas de harina de trigo por parte de la Distribuidora Socialista de Barinas Sociedad Anónima –Disbasa-, los cuales se encontraban en los depósitos de la distribuidora Parmallano”.
 
“Al denunciar igualmente que la mitad de la referida mercancía se encontraba vencida, los directivos del mencionado gremio, Carlos Lozano, Ronny Pérez, Coromoto Bolaños y Pedro Mejías, también denunciaron que la harina de trigo formaba parte de los suministros que serian facturados desde la Distribuidora Socialista de Barinas S.A, para posteriormente ser despachados a los 750  pequeños, medianos panaderos artesanales y comercios privados que funcionan en nuestra entidad”.
 
El día 10 de julio, el presidente de la Asociación de panaderos del estado Barinas, denunció el descrédito que estaría siendo orquestado por grupos de adeptos al Gobierno que no responden a las exigencias del sector, “por lo que desmintió que se esté incurriendo “en el negocio oscuro del bachaqueo”.
 
Agregó en esta información, que “resultan sospechosas las declaraciones del presidente de la  Cámara de Comercio e Industria del estado Barinas, Edgar Reyes, (Camcobar) “porque este señor nunca se ha involucrado en las diligencias y gestiones que ha venido realizado la Asociación que  represento, desde hace más cinco años para que los panaderos puedan contar con la esencial materia prima en sus locales”.
 
¿Quién ejerce la contraloría en salud?
 
De igual forma, solicitó el pronunciamiento por parte de la Contraloría de Salud  en vista de la cantidad de sacos vencidos y “acusó a Sixto Barrios, de la presunta compra fraudulenta de 20 sacos de harina de trigo, los cuales, según denunció, los sacó sin ningún tipo de asignación de parte del Ministerio de Alimentación, “sino valiéndose de un compradismo con dirigentes políticos de la región”.

Publicado en Noticias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*